Otras músicas: Whitesnake - 'Good to Be Bad' (2008)

 Crítica de 'Good to Be Bad'
19-abr-2008
Autor: Pablo M. Beleña
Calificación: 8/10

__________________________________________________

Los buenos nunca pueden ser malos...

Whitesnake - 'Good to Be Bad' (19 abril 2008)
Geffen, SPV/Steamhammer

 1. Best Years
2. Can You Hear the Wind Blow
3. Call on Me
4. All I Want All I Need
5. Good to Be Bad
6. All for Love
7. Summer Rain
8. Lay Down Your Love
9. A Fool in Love
10. Got What You Need
11. Til the End of Time

Músicos:
- David Coverdale - Voz
- Doug Aldrich y Reb Beach - Guitarras
- Timothy Drury - Teclados
- Uriah Duffy - Bajo
- Chris Frazier - Batería y percusión

Grabado en 2007
Género: Hard rock, Blues rock
Sello: Geffen, SPV/Steamhammer
Producido por David Coverdale, Doug Aldrich y Michael McIntyre

_______________________________________________

¿Alguna duda sobre David Coverdale? ¿Alguien pensaba que este viejo dinosaurio y su proyecto estaban fosilizados? Nada más lejos de la realidad. El mítico vocalista del heavy rock, el más grande para muchos, vuelve 'siendo bueno para ser el más malo' del panorama musical. Y lo hace con guiños a los 70-80 y sonando como lo estaba haciendo en los últimos discos en solitario: increíblemente fresco y potente.

Quizás la única duda que se puede plantear con este 'Good to Be Bad' (2008, SPV/Steamhammer) es la idoneidad o no de la firma. La persistencia de Coverdale por mantener viva a su 'serpiente blanca' puede llevar al caos para lo que no sigan de cerca su discografía. Desde que en 1989 saliera el hit mundial 'Slip of the Tongue', hubo que esperar casi una década para escuchar el sorprendente y majestuoso disco de 'rock adulto' 'Restless Heart' (EMI, 1997). Tanto éste como el que salió tres años después, 'Into the Light' (Dragonshead, 2000), fueron en realidad discos en solitario del vocalista, pero las presiones de la discográfica le obligaron a firmar como Whitesnake en el primero de ellos.

La impaciencia creada fue enorme porque, de nuevo, miles y miles de fans podían disfrutar del genio Coverdale. Pero hasta 2006 no tuvieron noticias suyas y de Whitesnake, gracias a un doble CD en directo, 'Live... In the Shadow of the Blues' que, por cierto, incluía 4 nuevos temas que no han sido recogidos en este 'Good to Be Bad'.

Respecto a cuestiones técnicas de este nuevo álbum, hay que recordar que es tan solo el undécimo de la banda pese a que se formó en 1978, y que supone la primera grabación con nuevos temas en una década de silencio bajo la firma de Whitesnake. A Coverdale le acompañan Doug Aldrich y Reb Beach como guitarristas, que ya estaban desde 2002 funcionando con David, así como el teclista Timothy Drury. Se le unen el batería Chris Frazier y el bajista Uriah Duffy (miembro oficial desde 2005).

 Y si hablamos puramente de música, 'Good to Be Bad' presenta virtudes que Coverdale ha ostentado en sus anteriores dos discos en solitario, pero parece que en esta ocasión se ha empeñado en hacer un guiño a los clásicos Whitesnake de finales de los 70 y desarrollados en la década del heavy más comercial: los 80. En este sentido, todos los públicos disfrutarán con sus 11 canciones ya sea porque se decanten por los nuevos tiempos o por recordar los viejos.

'Best Years', 'Can You Hear the Wind Blow' y'Call on Me',
los tres primeros cortes, son claros ejemplos de que Coverdale apuesta como apertura por seguir la estela sonora de su última época. Y antes de que nos dé tiempo a reflexionar sobre esto, nos deleita con un ochenteno 'All I Want All I Need' que podría haber estado perfectamente incluido en 'Slide It In' (1984), 'Whitesnake' (1987) o 'Slip of the Tongue' (1989). Lo mismo se puede decir de la canción que da nombre al disco, 'Good To Be Bad', muy hard-rockera. Cierra este bloque 'de' los 80 la rápida 'All For Love'.

Cuando llegamos al séptimo corte, Coverdale introduce otro típico tema de sus últimas producciones, una balada muy acústica: 'Summer Rain'. Le siguen otros 3 cortes 'mixtos', 'Lay Down Your Love', 'A Fool in Love' y 'Got What You Need' -ojo a los guiños que hace a canciones clásicas con títulos como 'Fool in Love', sin duda un recuerdo de 'Fool For Your Loving'-. El cierre del disco cuenta a cargo de otra balada, 'Til the End of Time', no especialmente brillante para finalizar este estupendo trabajo de Coverdale-Whitesnake.

P.S.: la versión japonesa -qué listos estos japos- contiene un Bonus CD con cuatro canciones más, con versiones especiales.

Puntuación: 8/10

Pablo M. Beleña
Abril 2008