Alphataurus - 'AttosecondO' (2012)

El segundo acto de Alphataurus

Alphataurus - 'AttosecondO'
(4 diciembre 2012, AMS)

Hoy se da la ocasión de hablar del grupo milanés ALPHATAURUS, leyenda resucitada del rock progresivo italiano de primera generación que en su momento aportó un estupendo modelo de musicalidad y expresividad musical con su homónimo álbum debut de 1973. Ahora, en 2012, a unos años de su resurgimiento a la actividad artística, nos viene con su segundo disco idóneamente titulado “AttosecondO”, un trabajo excelente que da buena cuenta de cuán merecedor es el legado de ALPHATAURUS de retomarse para convertirse en una realidad presente. El quinteto original que registró “Alphataurus” hace casi 40 años estaba conformado por Pietro Pellegrini [teclados, vibráfono y coros], Michele Bavaro [voz], Alfonso Olive [bajo y coros], Giorgio Santandrea [batería y percusión] y Guido Wassermann [guitarras]. El ALPHATAURUS actual conserva a Pellegrini y Wassermann mientras introduce a un segundo teclista llamado André Guizzetti, al baterista-percusionista Alessandro Rossi, al cantante Claudio Falcone y al bajista Fabio Rigamonti. Fue exactamente en 2010 que Pellegrini, Wassermann y Santandrea retomaron el proyecto de ALPHATAURUS para organizar algunos conciertos donde la banda celebraba su pasado: el primero de estos conciertos se registró en el disco “Live In Bloom” (2011), y fue a partir de este momentum que el grupo tomó un impulso creativo para crear unos nuevos temas. De hecho, lo que hallamos en “AttosecondO” es una primera mitad con dos temas nuevos y una segunda mitad con tres temas viejos que iban a formar parte de un segundo disco de 1974. Ello no se concretó, y hasta ahora, lo único que quedaba de esos temas viejos era una selección de demos instrumentales publicada bajo el título “Dietro L’Uragano” por el sello Mellow Records en el ya lejano año 1993.

Los dos primeros temas son composiciones recientes. ‘Progressiva Mente’ comienza con un riff electrizante a medio tiempo que apela a la faceta más filuda de la banda, así como a los aires de familia con MUSEO ROSENBACH y BIGLIETTO PER L’INFERNO. Ya cuando se va asentando el núcleo compositivo de la canción, la dinámica sinfónica se desarrolla con la solvencia propia del lirismo reflexivo que ya se suele catalogar como “típicamente italiano”. Los momentos en los que los teclados imponen su presencia protagónica dentro del bloque instrumental integral revelan nexos estilísticos con el periodo de retorno de METAMORFOSI. Algún pasaje marcado por la guitarra acústica portan algún parecido con el himno Zeppeliniano ‘Stairway To Heaven’, mientras que una ulterior retoma del riff inicial nos lleva a exaltaciones rockeras exquisitamente planteadas. ‘Gocce’ se centra mayormente en climas ceremoniosos donde la melancolía de los pasajes lentos y la seriedad intensa de los momentos ágiles dominan las variadas atmósferas creadas tanto por la instrumentación como por el canto. Una mención especial va para el prólogo, que porta una magnificencia imponente a través de su compás lento.

Con ‘Riposando E…’ comienza la lista de composiciones añejas. Este ítem es un instrumental que empieza con una vibración lenta ceremoniosa, portadora de una espiritualidad sobria al modo de una cruza entre LE ORME y YES, para luego pasar a una ilación de dos motivos explícitamente musculares, siendo el segundo de ellos bastante orientado hacia el paradigma de EMERSON, LAKE & PALMER (con algunos ribetes a lo GENTLE GIANT). La electrizante fastuosidad de esta pieza es sucedida por el aura sofisticada de ‘Claudette’, un tema que da prioridad al despliegue cristalino de las líneas melódicas y progresiones armónicas en curso a partir de estándares manieristas y barrocos. También cabe destacar un pasaje de tendencias teatrales que aporta algún nexo con BIGLIETTO PER L’INFERNO: a pesar de su brevedad, genera un interesante primer clímax en anticipo del segundo y definitivo clímax de la canción, repleto de pomposa elegancia. En fin, los últimos 10 ½ minutos del disco están ocupados por ‘Valigie Di Terra’, canción que recoge buena parte de la espiritualidad de ‘Gocce’, así como algunos de los recursos de impactante estilización que percibimos en ‘Riposando E…’. El jam donde se alternan solos de piano y bajo es tremendamente llamativo, y de hecho, su gancho es crucial para cimentar y encuadrar los vigorosos minutos finales de la pieza – una estupenda idea la de terminar el disco con una exhibición frontal de la predominante faceta extrovertida del grupo.

Todo esto fue “AttosecondO”, un disco que simultáneamente significa el pago de una deuda pendiente con el pasado y una propuesta de actualidad progresivo-sinfónica para el presente. ¡ALPHATAURUS vive!... ¡¡y hay que celebrarlo!!

Nota: 8/10

- Muestras de 'AttosecondO':

Progressiva Mente:

http://www.youtube.com/watch?v=hdaf_z3PiqI

Gocce [en vivo]:

  • Más críticas del autor en:

http://autopoietican.blogspot.com

Cesar Inca MendozaCesar Inca Mendoza
Noviembre 2012