It Bites - 'Map of the Past' (2012)

Abriendo el baúl de los recuerdos

It Bites - 'Map of the Past' (26 marzo 2012)
Sello: InsideOut Music; País: Reino Unido; Calificación: Calificación: 8

It Bites - Map of the Past
01. Man In The Photograph
02. Wallflower
03. Map Of The Past
04. Clocks
05. Flag
06. The Big Machine
07. Cartoon Graveyard
08. Send No Flowers
09. Meadow And The Stream
10. The Last Escape
11. Exit Song

Músicos:
- John Mitchell: voz y guitarras
- John Beck: teclado y voces
- Bob Dalton: batería y voces
- Lee Pomeroy: bajo y voces

Género: Rock Progresivo, neo-progresivo.
Grabado en los Outhouse Studios, en Reading, Berkshire (Reino Unido).
Producido por John Mitchell y John Beck.

It BitesHan tenido que pasar 28 años para que una banda como It Bites, clásica del progresivo por mucho que se no se autodefinan como tales, se atrevieran con un álbum conceptual. Olvidado queda ya el parón de 16 largos años que les llevó al ostracismo, y con este tercer disco tras su reunión mantienen viva la llama que les iluminó desde sus inicios. Tal vez por eso con 'Map Of The Past' insisten en construir una historia reminiscente de su propio legado y ambientada en el pasado.

Al fin y al cabo, como la propia banda asegura, 'todo el mundo mira hacia atrás en el tiempo con anhelo y ojos llorosos, la mayoría de la gente recuerda su infancia con cariño y con nostalgia de esas cosas', y así lo plasman en un disco que líricamente explora en los recuerdos de su protagonista (el mismo John Mitchell), a través de viejas fotografías, y construye un viaje en el tiempo a través de su familia que nos lleva incluso hasta el Titanic. Y musicalmente no iba a ser menos, por lo que encontraremos el sonido clásico y característico de It Bites, si bien más potenciado y enriquecido con profusión de teclados y melodías épicas, coros magníficos y preciosos solos de guitarra. Obviamente se nota el peso compositivo de John Mitchell, autor de todos los cortes, por lo que la dureza (bien entendida) da un paso al frente en detrimento de sonidos más cercanos al pop que si campaban en anteriores obras. Eso sí, no esperéis un calco de Arena (su otra banda), aunque por así decirlo si que se aprecia un giro hacia su orientación más rockera.

'Man In The Photograph' abre el disco sintonizándose una radio, con diversos locutores y música de época, para ubicar temporalmente a ese hombre de la fotografía que da inicio a esta historia musical. Se trata de una composición muy ambiental, con unos teclados muy orquestados y épicos, y una percusión muy marcial, y la voz de Mitchell muy melódica, con mucho alma y sentimiento. En contraposición, 'Wallflower' arranca mucho más orgánica y metalera, destacando su sonido de teclados -prodigioso el hammnond clásico- y el riff principal de guitarra, que en su estructura central me llega a recordar a los Purple más progresivos. El tema que da título al disco, 'Map Of The Past', si que nos trae a los It Bites más melódicos y poperos, más cercanos al neoprogresivo moderno americano, mientras que 'Clocks' es una preciosa balada, que irradia una melancolía y sentimentalismo únicos, fruto del gran trabajo vocal tanto de Mitchell como de sus compañeros en los coros, eficazmente mezclados con una línea de teclados que recuerda a una clásica tonadilla circense que lejos de lo que pudiera parecer le da un tono tragicómico majestuoso.

Con 'Flag' retomamos la línea más pop nuevamente, de cierto regustillo a The Police en las estrofas, pero más movido y festivo en los estribillos, con un gran trabajo rítmico. Más guitarrera será 'The Big Machine', con las líneas más melódicas sin embargo en la voz de Mitchell, de coros omnipresentes y un trabajo de Bob Dalton a las baquetas simplemente genial, siendo en esta ocasión son las teclas de John Beck las que anticipan un solo central muy efectivo. La perfecta fusión de pop y progresivo la encontramos en 'Cartoon Graveyard', adictivo y fiestero, que incita al movimiento de manera irremisible hasta el punto en que no podrás evitar moverte al son de la música. Especial mención para el teclado de John Beck, claramente inspirado aquí en el Tony Banks más memorable, y sobresaliente también en la siguiente 'Send No Flowers', con un órgano litúrgico que poco a poco va destapando una introducción orquestada in crescendo que, de repente, desemboca en una estructura mucho más minimalista, alternada con breves arrebatos guitarreros y corales que le confieren un aura tan anárquico como cuadriculado a uno de los cortes más destacables del disco.

En la misma línea compositiva se desarrolla 'Meadow And The Stream', con incesantes cambios de ritmo y estructura, que hacen que el oyente no quiera perder detalle de la sucesión de melodías que se presentan. En la recta final del álbum, 'The Last Escape' supone otro gran momento compositivo de It Bites. Introduciendo la voz desnuda de Mitchell, apenas guiada por un piano triste y melancólico, lentamente va cobrando fuerza y emotividad, hasta tornarse en un corte algo más optimista y alegre. Atención al solo de guitarra que ejecuta Mitchell. Pone los pelos de punta. Como cierre, la brevísima 'Exit Song' recupera la radio que sonaba al inicio del disco, con Mitchell reflexionando en voz alta acompañado únicamente de la guitarra acústica, como si de una moraleja se tratara.

Mucho han tardado en abordar un trabajo conceptual, pero sin duda la espera ha merecido la pena. Difícil decidir si 'Map Of The Past' es su mejor disco hasta la fecha, pues necesitará un poco más de perspectiva, pero de primeras sí que puedo asegurar que destacará en su hasta ahora breve discografía.

Puntuación: 8/10 Calificación: 8

  • Página oficial de It Bites:

www.itbites.com

Javi Moreno VegaJavi Moreno Vega
Abril 2012