Crítica del disco de La Batteria - 'La Batteria' (2015)

Las múltiples aventuras de La Batteria

Crítica de La Batteria - 'La Batteria' (2015)
(27 enero 2015, Penny Records)

La Batteria - La Batteria

Hoy tenemos el enorme gusto de presentar al grupo italiano LA BATTERIA por motivo de la edición de su homónimo disco de debut a inicios del presente año 2015. Este ensamble está compuesto por Emanuele Bultrini [guitarras eléctrica, acústica y clásica, mandolina], David Nerattini [batería, percusiones], Stefano Vicarelli [órgano Hammond C3, clavinet, pianos acústico y eléctrico Fender Rhodes, sintetizadores Mini-Moog, Prophet-5 y System 66, mellotrón, celesta, clavicémbalo] y Paolo Pecorelli [bajo]. Tres cuartos de esta banda forman parte de la alineación de FONDERIA, grupo que sigue activo y que actualmente está en proceso de completar el que habrá de ser su cuarto disco de estudio: valga esta aclaración pero valga más prestar nuestra atención a LA BATTERIA en este momento particular. Este grupo formado en Roma en el año 2012 se define a sí mismo como cultor de prog-funk cinemático, o lo que es lo mismo, un enfoque ecléctico de jazz-rock, fusión y sinfonismo de vieja escuela con miras a crear ideas que parezcan idóneas para bandas sonoras de películas y series televisivas de los años 70s. De hecho, la primera intención de LA BATTERIA era la de crear una librería musical para el sello Flipper Music, pero finalmente se convirtió en un álbum con personalidad propia. Para realzar esta peculiar forma de enfocar ideas retro, el grupo ha trabajado con técnicas de producción analógicas, pero yendo más allá de lo puramente retro, el grupo también incorpora elementos de electrónica y hip-hop en ciertos momentos. El sello Penny Records se encarga de difundir este disco a cuyos detalles pasamos ahora.

Yendo al repertorio mismo del álbum, ‘Chimera’ lo abre con un lirismo sereno y dueño de una cierta ansiedad etérea; la base de guitarra clásica y las sobrias orquestaciones de teclado focalizan en torno a sí el ceremonioso entramado organizado por el ensamble, casi al modo de la apertura de una película cuya banda sonora está a cargo de GOBLIN. ‘Vigilante’ vira hacia un terreno muy distinto, un ejercicio de densidad rockera esquematizada dentro de un groove de tendencia funky. El filo que aportan los ornamentos de sintetizador y las espartanas líneas de la guitarra eléctrica coquetean con atmósferas tétricas, pero básicamente es la intensidad extrovertida el recurso imperante en este vuelo musical. Con la secuencia de ‘Scenario’ y ‘Formula’, LA BATTERIA logran aumentar sus recursos estilísticos: el primero de estos temas es un ejercicio de psicodelia de vieja escuela en tempo de 6/8, mientras que el segundo explora ambientes electrónicos en un delicado matrimonio de boato krautrockero a lo TANGERINE DREAM y groove funky, extendiendo su paleta sonora al aspecto trance. De esta manera, ya tenemos en claro que el grupo se siente cómodo elaborando sus aventuras eclécticas con una actitud convincente que muy bien puede contagiar al oyente de turno. El quinto y el sexto temas, titulados ‘Vice Versa’ y ‘Manifesto’ respectivamente, retoman la intensidad funky-rock que antes apreciamos en ‘Vigilante’ y le añaden un toque extra de elegancia estructural: en el caso de ‘Viceversa’ se advierte un énfasis en el aspecto glamoroso del asunto, mientras que ‘Manifesto’ apuesta por un frenesí más pronunciado y un ahondamiento en la atmósfera de banda sonora de película.

‘Dilemma’ regresa a la psicodelia amable de vieja escuela dentro de un esquema rítmico vivaz y coqueto: el grupo sabe darle su propio sabor sofisticado al foco temático para ahondar en su intrínseca exquisitez, y lo mismo vale para ‘Espresso’, estupendo ejercicio de dinamismo funky con un talante inconfundiblemente jazz-progresivo en los ornamentos y solos de los teclados (un poco a lo CAMEL, la verdad). ‘Incognito’ traslada estas travesuras funky hacia un extraño pero efectivo clima fusionesco que incorpora elementos de la tradición italiana y también otros del prog electrónico. ‘Scenario 2’ no es sino un arreglo nuevo de ‘Scenario’, esta vez operando con un compás más cadencioso, lo cual permite al bajo lucir más su polenta y al órgano explayarse más cómodamente en sus desarrollo armónicos. El aire de música de fondo de una serie policíaca de los 70s es inocultable… además de placentero. El disco concluye con las piezas ‘Zero’ y ‘Persona Non Grata’, sucesivamente. El primero nos muestra la faceta más aguerrida de la banda, con unos guitarreos tan fieros como llamativos, una labor de teclados que llena todos los espacios y un trabajo rítmico muy cohesivo en su inherente sofisticación: el resultado final ostenta un gancho inapelable. Finalmente, el segundo elabora un clima ceremonioso sobre un compás relativamente marchoso, siendo así que la amalgama instrumental usa la dupla de órgano y clavicémbalo como base para que los sobrios fraseos de guitarra salgan al frente con elegancia y firmeza.

Todo esto fue lo que nos ofreció LA BATTERIA con su homónimo disco de debut: un muestrario de musicalidades y atmósferas llevaderas, concebidas y armadas con una mentalidad sanamente ecléctica y un perfecto sentido de la elegancia. Esperemos que no se trate de su único disco.


Nota: 8/10


- Escuche temas del disco 'La Batteria':


firma cesar inca mendoza

  • Más críticas del autor en:

http://autopoietican.blogspot.com