InSonar - 'L'Enfant et le Ménure' (2013)

La amable evolución estilística de Cynic

InSonar - 'L'Enfant et le Ménure' (2013)
(30 junio 2013, Lizard Records)

InSonar - LEnfant et le MenureEn esta ocasión nos concentramos en el doble álbum del dúo italiano de vanguardia radical INSONAR, conformado por Claudio Milano [canto] y Marco Tuppo [efectos de PC]. “L’Enfant Et Le Ménure”. Editado en un paquete compartido con el trabajo final de NICHELODEON “Bath Salts” poco antes de que el año 2013 llegara a su ecuador, este disco nos mostró una faceta específica que forma parte de las versátiles y siempre osadas inquietudes musicales del siempre magistral Milano. Siendo un trabajo triple, cada volumen de estudio y el volumen en vivo tiene su título autónomo: el del primero es “L’Enfant” y el del segundo es “Ashima”, mientras que el volumen en directo se titula “Neve Sporca”. Más de 60 músicos han colaborado en este proyecto registrado a lo largo de un intenso y exhaustivo cronograma que incluía sesiones en varios estudios de países europeos, asiáticos, americanos, oceánicos y africanos entre diciembre de 2009 y enero de 2013. Algunos de ellos han sido compañeros del propio Milano en NICHELODEON, y también vemos a otros invitados ilustres de renombre mundial como Trey Gunn, Pat Mastelotto, Nik Turner, Dieter Moebius, Elliot Sharp… ¡vaya, vaya, qué tremendo parnaso viviente del art-rock de ayer y hoy! Y eso que hasta ahora no hemos mencionado a los compatriotas Paolo Tofani (de esa poderosa entidad legendaria que es AREA) y Francesco Zago (líder de YUGEN, banda señera del rock-in-opposition de nueva generación).

El primer volumen de este disco se inicia con ‘The Simpsons Sing Gounod’, una delirante reformulación del ‘Ave Maria’ de Charles Gounod con los múltiples cantos de Milano emulando a los emblemáticos integrantes de la familia Simpson con un dueto de marimbas en el fondo instrumental. ‘L’Estasi Di Santo Nessuno’ es una composición de tenor renacentista que Milano y sus colaboradores de turno convierten en una excéntrica aventura chamber-rockera donde lo dadaísta se reviste de patente exquisitez, logrando así realzar el trágico humor negro sobre la temática del abuso infantil. ‘La Stanza A Sonagli’ porta una adusta robustez a través de su esquema sonoro etéreo, al modo de una cruza entre ART BEARS y HARMONIA. Por su parte, ‘Thief Of Toys’ establece una ambientación dramática y extrañamente perturbadora muy en línea con lo que usualmente hacía NICHELODEON: un piano en el rol protagónico, un saxo viajando a través de formas libres, una vitalidad aventurera en las líneas vocales y los ornamentos cibernéticos. ‘L’Inventasogni’ empieza como un tenso arrebato de canto y sintetizadores de fondo para luego virar hacia un desafiante ejercicio de free-jazz en torno a la tríada de piano, saxo y batería. ‘Menura Latham’ sigue esta senda y la explora con una vitalidad reforzada por la presencia más rotunda de la batería y el rol más determinante que tiene los ornamentos cibernéticos – INSONAR abraza el futurismo y vuela hacia la luna llena con este impulso alucinado. Lo que sigue después es una dupla de versiones de material ajeno: una es la primera parte de un tema de PIERROT LUNAIRE, ‘Gallia’ – la segunda parte forma parte del otro volumen – mientras que la otra es el clásico de VELVET UNDERGROUND ‘Venus In Furs’. En el primer caso tenemos un ejercicio de abstracción cósmica, mientras que en el segundo se nos muestra una aventura psicodélica estilizadamente parsimoniosa. ‘Dieci Bambini Cacao’ es la pieza más extensa de este volumen, con sus poco menos de 13 minutos de duración. El aire ceremonioso que se impone a través de toda la pieza es la clave de la cohesión que ésta tiene a través de las variantes de atmósfera que tienen lugar: algunos pasajes suena señorialmente relajados, otros portan una espiritualidad ensoñadora con un moderado cariz perturbador. “L’Enfant” se cierra con ‘Hamelinvoice’. Canción en la que Milano y sus secuaces exploran su recurrente lado oscuro, manejando atmósferas tétricas con una delicadeza que puede engañosamente confundirse con algún tipo de paz.

El segundo volumen comienza con ‘Liberami – Tabernacolo Erotico’, un tema de alta carga ritual que se sitúa a medio camino entre la exaltación mística y la celebración orgiástica. La versión del tema de Tim Buckley ‘Song To The Siren’ ostenta una espiritualidad flotante y densa, mientras que la musicalización del poema de Federico García Lorca ‘Canción Del Jinete’ se explaya en aventureros desarrollos disonantes debidamente reciclados a través de recursos cibernéticos. ‘La Torre Più Alta’ es un vitalista ejercicio de fusión arabesca en el que el ensamble hace gala de las dimensiones más musculares del estereotipo de AREA, además de añadir algunos matices abstractos de corte space-rockero al asunto. Los aportes de Nik Turner, Dieter Moebius y Walter Calloni (uno de los bateristas más respetados de las vanguardias rockera y jazzera de Italia) son cruciales a la hora de convertir a esta pieza en un clímax decisivo de este volumen… y por qué no, del disco en general. ‘Plaisir d’Amour’ es otra versión de un tema de PIERROT LUNAIRE: la verdad que el segundo disco de esta banda italiana de los 70s, “Gudrun”, es una joya muy peculiar dentro de los márgenes más osados del ideal de la música progresiva, y la asociación de Milano y Tuppo sabe rescatar el espíritu de esta obra mientras le da nuevos aires. Otra versión interesante es la de ‘Warszawa’, un clásico indiscutible del genial DAVID BOWIE durante su etapa de asociación con BRIAN ENO. En manos de INSONAR, este triunfo de la atmósfera adopta una sonoridad más adusta en el manejo de los climas sintetizados y una vitalidad renovada merced al empleo de violines y vientos en el ensamble general: las cadencias étnicas y los recursos computarizados arman un engranaje muy interesante para este hito sónico que data de 1977. Ocupando los últimos 5 ¼ minutos de “Ashima”, ‘Medina’ es un denso viaje instrumental que nos transporta por parajes oníricamente envolventes, muy en línea con el krautrock electrónico clásico derivado de los legados de TANGERINE DREAM (etapa 74-76) y CLUSTER.

“Neve Sporca” es una selección de 9 temas tocados en vivo en estudios de Europa y los EE.UU. ‘Liberami – Tabernacolo Erotico’ abre la selección con un enfoque más abiertamente rudo de este exorcismo perturbador, mientras que ‘Hamelinvoice’ seengarza a un despliegue abstracto titulado ‘Interior Landscape’ para así generar una aventura sónica rotunda que dura 10 ¾ minutos. ‘3&2&1’ es una hermosa arquitectura cibernética que Marco Tuppo elabora como un ensueño cósmico, mientras que la dupla de ‘Junio’ y ‘L’inventasogni’ hace que esta última se arrope de texturas aún más siniestras que las que aparecen en la versión de estudio que cierra el primer volumen. También cabe destacar la tercera parte de la versión del tema de PIERROT LUNAIRE ‘Gallia’: los ornamentos de guitarra procesada que aporta Richard A. Ingram (Paolo Tofani había hecho lo propio en la segunda parte) armonizan muy bien con los surrealistas climas que crea Tuppo en su PC.

Lo que nos ha brindado INSONAR con “L’Enfant Et Le Ménure” es un ambicioso testamento de lo que la escena vanguardista italiana puede ofrecer a las provincias más radicales de la experimentación progresiva. Muy recomendable para quienes aprecian el arte de la música como aventura y desafío.


Nota: -/10


- Muestras de 'L’Enfant Et Le Ménure':

La Torre Più Alta:

firma cesar inca mendoza

  • Más críticas del autor en:

http://autopoietican.blogspot.com