Korai Öröm - '2013' (2013)

Ritual space-rockero para el año 2013

Korai Öröm - '2013' (2013)
(22 mazo 2013, Autoproducción)

Korai Orom - 2013El colectivo húngaro KORAI ÖRÖM vuelve a la carga con un nuevo disco publicado en marzo de 2013… y titulado justamente así “2013”. El ensamble conformado por los guitarristas Andor Kovács y Péter Szalai, Miklós Paizs (que está a cargo de la fuyara, el arpa judía y la trompeta), el teclista Gábor Borosi, el vocalista Tibor Vécsi, el bajista Zoltán Kilián, el baterista Viktor Csányi y los percusionistas Zsolt Nádasdi y János Jócsik, concretiza su noveno trabajo de estudio – el quinto con título del año de edición – para poner un nuevo grano de arena dentro de la vertiente space-rockera que nunca deja de crecer en el seno de la actual escena progresiva de Europa del Este.

El álbum abre y cierra respectivamente con ‘Dawn Raga’ y ‘Night Raga’. La primera de estas Ragas instaura un clima ensoñador bastante agradable, sacándole el jugo a un motivo constante que nunca llega a cansar a lo largo de su expansión de 7 ¾ minutos; la segunda Raga, por el contrario, se centra en espartanos diálogos entre las dos guitarras para cerrar el álbum con un tenor meditabundo que coquetea con ciertos estándares del post-rock. Lo que sucede en el medio es un estupendo catálogo de atmósferas y cadencias ingeniosamente elaboradas bajo coordenadas rockeras cósmicamente estilizadas. ‘Arab Spring’ impone climas exóticos bajo un revestimiento rotundamente electrizante, rebosante de ímpetu y vibraciones frenéticas; su temprana aparición en el repertorio lo convierte en un tema climático bastante motivador para el oyente. ‘Victory’ traduce este frenesí a un esquema rítmico más contenido cuya cadencia tiene mucho de los OZRIC TENTACLES de los primeros años; por su parte, ‘Periodic’ retoma el impulso rockero anterior con un arreglo musical más marcadamente sofisticado. ‘Afro’ recicla el vigor rockero esencial del grupo para ajustarlo a las exigencias del encuadre tramado entre los sintetizadores y el bloque percusivo, encuadre que diseña el motivo central de la pieza. Aunque se trata de un ítem tan colorido como cualquiera de los anteriores, porta un cierto hálito ritualístico que lo convierte en una refrescante brisa musical conveniente tras muchas exhibiciones de garra inapelable.

null

‘Deltoid’ regresa orgullosa y ostentosamente a las atmósferas y delineamientos arabescos, aunque en comparación con ‘Arab Spring’, aquí el grupo teje un aura etérea bastante oportuna para refrescar su constante sensibilidad enérgica y capitalizar su faceta más evocativa: hasta cierto punto, establece una continuidad con la frescura étnica de ‘Afro’, pero queda claro que la extroversión rockera es el factor predominante aquí. ‘J.M.J.’ mantiene la expresividad dentro de un margen relativamente contenido, haciéndose eco de la exultante magia de ‘Victory’ y ‘Periodic’. Durando solamente 3 minutos, ‘Dissolve’ desarrolla un sortilegio de tendencia minimalista antes de que ‘Night Raga’ emerja para finiquitar las cosas, tal como dijimos antes, con una languidez etérea y meditabunda.

Todo esto fue “2013”, un disco que enfatiza sólidamente el modus operandi de KORAI ÖRÖM y que seguramente servirá para seguir asentándola como una de las propuestas más atractivas de la psicodelia étnico-progresiva actual.

Nota: -/10

- Muestras de '2013':

Arab Spring:

Deltoid:

firma cesar inca mendoza

  • Más críticas del autor en:

http://autopoietican.blogspot.com