Neal Morse - 'Momentum' (2012)

Hasta más allá del infinito y más allá: barra libre de inspiración artística

Neal Morse - 'Momentum' (11 septiembre 2012)
Sello: Century Media/Radiant/Metal Blade; País: EEUU; Calificación: Nota: 8,5

Neal Morse - Momentum

1.- Momentum (6:25)
2.- Thoughts Part 5 (7:51)
3.- Smoke and Mirrors (4:38)
4.- Weathering Sky (4:15)
5.- Freak (4:29)
6.- World Without End (33:39)
      I. Introduction
      II. Never Pass Away
      III. Losing Your Soul
      IV. The Mystery
      V. Some Kind of Yesterday
      VI. World Without End

Duración total: 1:01'17''

Músicos:
- Neal Morse: Teclados, guitarras y voz
- Mike Portnoy: Batería
- Randy George: Bajo

* Invitados:
Paul Gilbert - Solo de guitarra en "Momentum"
Adson Sodré - Solos de guitarra en "World Without End"
Bill Hubauer - Clarinete, flauta, guitarra y teclados adicionales en "The Mystery"
Eric Gillette - Voz adicional en "Thoughts Part 5"
Wil Morse - Voz adicional en "Thoughts Part 5"
Chris Carmichael - Cuerda
Rick Altizer - Voz adicional en "Weathering Sky" y "Smoke and Mirrors"

· Género: Rock progresivo, AOR, pop-rock
· Grabado en 2012 en sus estudios, The Morse House (Nashville, EEUU).
· Producido por Neal Morse.

Neal Morse
Neal Morse
Sí, nótese que he cambiado la famosa frase 'Hasta el infinito y más allá' para remarcar que lo de Neal Morse ya no es de este mundo. Frase también muy bíblica que me viene al pelo para hablar de este evangélico practicante que en sus horas libres le da por escribir y componer verdaderas obras de arte musicales. No tiene nombre lo suyo. Si dejó al mundo boquiabierto tan sólo hace un año con 'Testimony 2', su homenaje cristiano y progresivo tanto a sus creencias como a sus influencias musicales, lo que hace en 'Momentum', básicamente, es dejar claro que puede hacer lo que quiera, cuando quiera y como quiera, componer, producir, escribir letras, tocar genial... siendo todo siempre una maravilla.

Realmente cuando muchos supimos que en tan poco tiempo este genio iba a volver a sacar disco, y que además venía de trabajar con su nuevo proyecto musical, Flying Colors, creímos que se trataría de un disco del montón, más o menos con canciones de calidad, pero algo forzado por los tiempos de espera. Pero no. Y es muy grato haberme equivocado, yo al menos. 'Momentum' es prodigioso, fresco y distinto, sin cambiar sus esencias, claro. Una combinación original entre el progresivo más clásico y el AOR más refrescante que ha venido haciendo con Flying Colors.

Porque lo primero que hay que resaltar de este 'Momentum' es que fusiona los distintos frentes abiertos que tiene Neal Morse en los últimos tiempos: por una parte, la complejidad de su magno grupo Transatlantic se plasma en la pieza principal de este álbum, 'World Without End', un tema complejo de 33 minutos que, como es fácil de entender, es una canción de progresivo clásico, con mil combinaciones, fusiones y estereotipos del género. Por otra parte, 'Momentum' es también una inmediata respuesta a lo que ha hecho en este mismo año con sus nuevos compañeros de fatigas, Flying Colors. El AOR y el pop-rock 'beatleliano', fresco y directo, está muy presente en este disco. Y, por último, aún hay algunas reminiscencias de su anterior álbum en solitario, el antes mencionado 'Testimony 2', ya que en algunos momentos incluso repite detalles, texturas y armonías.

Describiendo rápidamente su contenido, el disco está concebido en manera clara en dos partes. Casi media hora de temas de media-larga duración, que van entre los 4 y los 7 minutos, donde combina el AOR, el pop-rock y algunos destellos de progresivo enrevesado y técnico. Y, después, la otra mitad con 33 minutos de un solo tema, 'World Without End', algo que solemos llamar (mal, por cierto) una 'suite'.

'World Without End' tiene 6 partes también bastante definidas. 'I. Introduction' es instrumental y nos recuerda a las grandiosas y épicas melodías y orquestales que buscaba ya en los dos 'Testimony' predecesores. En 'II. Never Pass Away' ofrece un fresco tema de rock adulto donde un estelar Mike Portnoy lleva la voz cantante con un gran ritmo de batería y una bella técnica. La esquisitez del conjunto de cuerda le da un aire sinfónico como estamos acostumbrados a escuchar en su compleja pero cercana música desde que está ejerciendo como artista en solitario. ' III. Losing Your Soul' baja el ritmo para traernos una música más influenciada por el sentimiento naïf de la música de los Beatles, aunque pronto introduce sus teclados grandiosos y épicos, como viene haciendo en los últimos trabajos, y un mellotron sintetizado que hará las delicias de los fans del progresivo más clásicos. Aquí es donde, por momento, volvemos a encontrarnos melodías casi copiadas de 'Testimony 2', sin insinuar que Morse esté repitiéndose demasiado. De hecho, cuando podríamos temer una reiteración extrema, irrumpe la oscura 'IV. The Mystery', pesada y guitarrera, seria y agresiva, con voces filtradas de Morse y 'wa-was' de las guitarras como elementos protagonista. También encontramos un grandísimo solo de guitarra de Adson Sodré, que en esta larga composición del disco es quien se encarga de la tarea. Proseguimos con 'IV. The Mystery', una alegre melodía conducida extraordinariamente por el bajo de Randy George como batuta que después sorprende con flautas y clarinetes de aires de música celta, obra de Bill Hubauer. El teclado, por su parte, suena muy 'genesiano' y nos viene a la cabeza el mejor Tony Banks. Le sigue antes de terminar 'V. Some Kind of Yesterday', una delicada y sinfónica balada con sonidos de mellotron entre habituales ya sonidos de las guitarras características de Morse, y de nuevo sonido 'prophet' pomposo para recordarnos a los 'Testimony'. Olvidando lo técnico, las melodías son formidables y muy épicas, bordando la genialidad. Eso sí, pronto pasan a unos pasajes de guitarras más oscuros, propios de Dream Theater. Imaginamos que tanta presencia de Portnoy en sus trabajos le lleva a imitar su música, por mucho que el batería no salga en los créditos como compositor. Ya para acabar, la sexta pieza de 'World Without End', que tiene ese mismo título, es otra épica y bella composición 'testimónica' que hará las maravillas de los fans de Morse, y por extensión, de Genesis, Yes, Spock's Beard... Y ojito al tramo final porque es sencillamente prodigioso. "Aún resuena en mi cabeza el final de World Without End", leí a un lector, Juanjo, que acababa de escuchar el disco. No es para menos.

Neal Morse en el video de Momentum
Neal Morse en el vídeo de Momentum
Pero más allá de esta maravilla llamada 'World Without End' hay 5 temas que merecen y mucho la pena. 'Momentum' ya es de sobra conocido por todos porque hace más de 2 meses que Neal Morse la adelantó en Youtube como single de presentación. Se trata de un optimista y alegre tema AOR que comienza con unos armónicos de teclados propios de Rick Wakeman. Y ojito al solo que aporta el guitarrista de Mr. Big, entre otras bandas, Paul Gilbert. Este tipo es un crack. El vídeo mejor no comentarlo, porque nos da más risa simpática y cómplice que otra cosa, porque lo que vemos en él es a un cincuentón Morse rockeando como un adolescente macarra. Imagen simpática, insisto, y nada más.

'Thoughts Part 5' gustará a los fans del progresivo más enrevesado y técnico, que tiene coros histriónicos algo complicados de asimilar, y que simplemente parece un ejercicio de técnica por parte de Morse y sus compañeros Goerge y Portnoy. Sin embargo, no deja de ser un buen tema de tendencias AOR.

'Smoke and Mirrors' arranca con un impresionante solo de guitarra clásica al estilo Steve Hackett en los mejores tiempos de Genesis, y que no tarda nada en ganarse al oyente porque la voz de Morse se muestra increíblemente bella y limpia, como sólo él sabe hacer. Majestuoso tema con unos teclados propios del Vangelis más popero y pomposo, que enamorará incluso al más escéptico. Tremendo tema.

Neal Morse - Momentum
Neal Morse - Momentum
'Weathering Sky' fue otro tema adelantado en vídeo antes del lanzamiento del disco, hace unas semanas, y como sabéis, es un rock animado y muy 'beatleliano', con voces muy propias de Paul McCarntney. Lo mejor es su tramo final, donde el sinfonismo toma protagonismo y la sensación de orquesta se apodera de los oídos de los oyentes. Por cierto que ya anticipa su paso por 'World Without End' al repetir esa frase en distintas ocasiones.

Pero sin duda el tema más sorprendente y distinto es 'Freak', último tema antes de entrar en la antes descrita 'World Without End'. Se trata de un bello homenaje a 'Eleanor Rigby', con la sección de cuerdas haciendo continuos 'vibratos' con los arcos para crear un tema simpático, cercano, muy cálido y sentimental. Sus 4 minutos y medios se hacen muy cortos, realmente.

Y poco más podemos decir de este 'Momentum', salvo que no, no es un farol: realmente Morse está pasando por ese 'momentum' que te permite tener inspiración con barra libre. Parece que cualquier cosa que Neal toca desde hace mucho tiempo es necesariamente oro de muchos quilates, que estuviera bendecido por la inspiración. Si creyera en el mismo dios que él, diría que a eso se debe su gran poder de creación artística. Como no lo hago, simplemente pienso que es un genio y que está atravesando ese gran momento especial que todos tenemos en alguna etapa de nuestra vida. Simplemente podemos rezar porque eso se alargue cuanto más sea posible para gozar de su impresionante música. Larga vida al rey Morse.

Puntuación: 8,5/10 Nota: 8,5

- Se pueden escuchar 3 canciones:

'Momentum':

'Weathering Sky':

'Thoughts Part 5':

  • Página web oficial de Neal Morse:

www.nealmorse.com

Pablo M. Beleña Pablo M. Beleña
Septiembre 2012