Crítica del disco de The Nerve Institute - 'Fictions' (2015)

Locura musical y ficciones progresivas de The Nerve Institute

Crítica de The Nerve Institute - 'Fictions'
(31 enero 2015, AltrOck Productions)

The Nerve Institute - Fictions

Hoy presentamos a THE NERVE INSTITUTE, que es en realidad el proyecto musical solista del estadounidense Mike Judge, so pretexto de su nueva oferta fonográfica “Fictions”. Bueno, se trata más bien de la nueva versión de un disco que tiene 5 años de existencia como ítem de Recommended Records y que se titulaba “Ficciones” (sí, en español), bajo el nombre de SINTHOME. Cuando Judge cambió el nombre de su proyecto a THE NERVE INSTITUTE al año siguiente y publicó así el disco “Architects Of Flesh-Density”, y ahora Judge no tiene mejor idea que remodelar el material de “Ficciones” para seguir adelante. A fin de cuentas, es una muy buena idea pues lo que se nos revela ahora por vía del sello AltrOck desde fines de enero último es un disco estupendo donde las magias diversas del retro-progresivo, la psicodelia, el jazz-rock y los paradigmas modernos de PORCUPINE TREE y THE TANGENT se agrupan dentro de un esquema sonoro electrizante, amalgamando diversas atmósferas y ambientes con una fluidez alucinante. Judge aplica su pericia a las guitarras, teclados, bajo, batería, ritmos programados y percusiones para llevarnos a través del repertorio de “Fictions” de una forma muy llevadera. Además, Judge cuenta con un colaborador ocasional de lujo: Jacob Holm-Lupo, el mismo de WHITE WILLOW y THE OPIUM CARTEL. Otro detalle llamativo es el uso del cuadro “Extracción de la piedra de la locura” de El Bosco para ilustrar la portada: una imagen muy impactante por lo que significaba para el pintor en cuestión su repudio a las supersticiones y desvaríos de la ciencia de su tiempo. Vayamos ahora a los detalles del disco en cuestión.

‘The Confidence-Man’ abre el álbum con una actitud asertiva: los efluvios ondulantes de las escalas de las guitarras y mandolinas, el abierto dinamismo del esquema rítmico y el aura de convincente gracilidad que emana el mismo desarrollo temático se aúnan en la gestación de la canción perfecta para abrir este repertorio. El pasaje donde destaca un frenesí tropical de percusiones y fraseos psicodélicos de guitarra anuncia un final alucinado que nos toma de sorpresa. A continuación sigue ‘City Of Narrows’, cumpliendo con la misión de preservar el espíritu extrovertido del momento pero con una robustez rockera más pronunciada: hay, sin duda, conexiones estilísticas con el revival escandinavo encarnado por LANDBERK y ANEKDOTEN, además de algunos detalles a lo PORCUPINE TREE (etapas del “In Absentia” y “Fear Of A Blank Planet”) y a lo THE TANGENT. Jacob Holm-Lupo apoya tocando los teclados. ‘Knives Of Winter Coronation Day’ emerge para impulsar la sofisticación progresiva dentro de las sonoridades generales del disco: para ello incluye recursos de inspiración Crimsoniana y otros de tendencia space-rockera para así revestir de arrolladora majestuosidad a los diversos núcleos temáticos que se van sucediendo. Hay un solo de guitarra particularmente espectacular, así como la sección final cuasi-circense que bien podría haber formado parte de la banda sonora de una película de terror bajo la visión de un Tim Burton. Tras esta pieza tan alevosamente extravagante llega el turno de ‘Whistling Wire’, canción que reitera el factor de LANDBERK-con-PORCUPINE TREE con una vibración pop-rockera. El quinto tema del disco se titula ‘Knives Of Summer’ y es el más extenso del mismo, durando 10 ¼ minutos. La canción tiene una primera parte vibrante y colorida, en buena parte ostentando aires de familia con la musicalidad vivaz y moderadamente neurótica de ‘The Confidence-Man’. Un interludio irrumpe con aires exóticos que combinan lo arábigo con lo aflamencado: la prestancia que se genera en la triangulación de guitarras acústicas, percusiones y canto se impone como un ensueño de atardecer. Una nueva sección se focaliza en una espiritualidad más etérea, alimentada con una ingeniosa sofisticación que incluso abre algunos espacios para el fulgor rockero. Es casi un homenaje al mejor rock retro-progresivo que se ha hecho desde mediados de los 90s en adelante.

‘Rayuela’ ostenta el título de una de las obras narrativas más aclamadas del argentino Julio Cortázar, y en el caso de la visión musical de Judge, se trata de una bella canción en un medio tiempo donde se explora elementos y grooves del jazz-rock mientras se mantiene bien definido el desarrollo melódico en curso. La presencia de ornamentos de musicalidad latina añade algo simpático al asunto. ‘With Joy We Espy The Sarcophagus’ sigue por esta línea de trabajo mientras explora dinámicas heredadas de ‘Knives Of Summer’ y se centra en elaborar y reforzar atmósferas envolventes. Respecto a este último factor, lo que hace THE NERVE INSTITUTE nos recuerda un poco al estándar de DELUGE GRANDER. ‘Grimoire’ es básicamente un ejercicio de psicodelia progresiva muy afín a lo que enocntramos anteriormente en ‘City Of Narrows’ y ‘Whistling Wire’: Holm-Lupo vuelve a colaborar, esta vez a las guitarras adicionales. ‘Abrazo Y Caminando’ – sí, tiene título en español – es un ejercicio de suave rock psicodélico en clave rítmica de tango y con añadidas aportaciones de mandolina. La idea se hace gradualmente más extraña cuando se introduce un breve interludio centrado en salvajes riffs de guitarra. Durando 11 minutos y pico, ‘Docile Bodies / In The Leprosarium’ cierra el álbum desarrollando un bien logrado híbrido de los factores psicodélicos, retro-progresivos, space-rockeros y jazzeros que han venido alternando el protagonismo a lo largo del repertorio integral del álbum. Hay un momento muy solemne en el que los mellotrones de cuerdas y flauta arman una atmósfera específica mientras arropan una secuencia de piano eléctrico: aunque breve, este momento porta una gran fuerza evocativa. Como siempre, la sucesión de los diversos motivos se maneja con una inteligente fluidez mientras se abre a sorpresas intrigantes para el oyente empático: esto se cumple con peculiar precisión para el misterioso pasaje final.

Mike Judge es un músico que tiene sobre sus espaldas una amplia y variada trayectoria en bandas de punk, pop-orck y prog vanguardista, y ahora específicamente nos sentimos tremendamente complacidos al descubrir su proyecto THE NERVE INSTITUTE: “Fictions” es un disco osado y agradable a la vez, lleno de mil y una sorpresas sonoras dentro de una ingeniería artística meticulosa. ¡Recomendado!


Nota: 8,5/10


- Escucha el disco 'Fictions':


firma cesar inca mendoza

  • Más críticas del autor en:

http://autopoietican.blogspot.com